El jinete sin cabeza leyenda corta

Existen distintas versiones sobre esta historia, en donde no sólo los hechos cambian, sino que también los personajes y la ubicación son distintos, pero en todas se mantiene el protagonista un jinete sin cabeza. Así que descubre junto a nosotros de trata el jinete sin cabeza leyenda corta.

Origen de El jinete sin cabeza

Leyenda Corta Del Jinete Sin Cabeza
Leyenda Corta Del Jinete Sin Cabeza

 

El jinete sin cabeza es un personaje de La leyenda de Sleepy Hollow, del escritor estadounidense Washington Irving. Esta leyenda inicia en una pequeña población de New York llamada Sleepy Hollow, durante los años de la Guerra de la independencia americana.

La cultura tradicional mantiene la historia de que el jinete sin cabeza era un soldado Hessiano, asesinado durante la batalla de White Plains, al ser decapitado por un disparo de una bola de cañón, que le destrozó la cabeza dejando esparcidos sus pedazos en el campo de batalla.

Se dice que su cuerpo fue enterrado en un viejo cementerio de la la iglesia holandesa de Sleepy Hollow, y que desde su muerte tiene por costumbre levantarse cada noche en busca de su cabeza perdida, además para buscar venganza en todo aquel que se cruce a su paso.

El jinete sin cabeza leyenda corta

Esta leyenda trata de un jinete enigmático y misterioso, que buscaba su cabeza en las noches cerca del pueblo de Sleepy Hollow.  El jinete no era más que el espíritu vagabundo de un soldado alemán, que había llegado a Estados Unidos para luchar contra sus tropas.

Luego de ser vencido, le cortaron la cabeza y tras fallecer en territorio extranjero, el alma de aquel hombre no pudo descansar en paz. Muchos años después llegó a Sleepy Hollow, un maestro llamado Ichabod Crane, quien comenzó a dar clases en la escuela del pueblo.

El maestro al poco tiempo se enamoró perdidamente de la joven Katrina Van Dasel, hija del más importante poseedor de tierras de Sleepy Hollow, quien una noche ofreció una gran fiesta en su mansión a que asistió entre muchos otros invitados el profesor Ichabod.

La celebración fue justamente unos días antes de la noche de brujas, y como era de esperarse las personas tenían muy presente historias y cuentos relacionados con fantasmas y brujas. Uno de los invitados de la fiesta contó de que en una oportunidad vio con sus propios ojos al Jinete sin Cabeza, el cual por lo general se aparecía en esa fecha buscando su cabeza, y cortando la de cualquier persona que se atravesara en su camino.

De vuelta a casa, Ichabod iba muy nervioso e intranquilo, ya que el camino estaba muy oscuro y solitario, de pronto escuchó el relinchar de un caballo a su espalda, al voltear observó como un caballo negro y que encima de él iba un hombre sin cabeza. El maestro Ichabod gritó fuertemente, pero en el pueblo ya todos estaban durmiendo y nadie lo escuchó.

El jinete sin cabeza leyenda corta para niños

Hace mucho tiempo atrás en un pueblo muy pequeño, un jinete acostumbraba a dar paseos en su caballo, lo extraño del asunto es que esto ocurría solo en las noches, las personas comentaban que no entendían porque ese hombre salía a cabalgar tan tarde.

Una noche empezó a caer una fuerte tormenta, el enigmático jinete desapareció sin dejar rastro.  Al pasar varios años los habitantes del pueblo se olvidaron de él, hasta que nuevamente una noche cargada de lluvia y descargas eléctricas e volvió a escuchar el sonido del caballo.

Los pobladores muy curiosos se asomaron para lograr ver de quién se trataba, al caer un fuerte rayo que iluminó todo el panorama, todos quedaron asombrados, ya que el jinete no tenía cabeza. Luego de esto las personas corrieron a sus casas para protegerse y sin poder creer lo que habían visto.

Algunas personas dicen que se trata del espíritu de un soldado alemán que luchó contra tropas estadounidenses, al ser vencido le cortaron la cabeza, y que desde ese momento el hombre jamás pudo descansar en paz y que sale en las noches a buscar su cabeza.

El jinete sin cabeza en la gran pantalla

El Jinete sin Cabeza fue llevada a la gran pantalla en el año 1999 bajo la dirección de Tim Burton y protagonizada por Johnny Depp.

El largometraje fue bien recibido tanto por el público como por los críticos de la industria. Logrando premios tan importantes como el Oscar de la Academia a la mejor dirección artística en el año 2000.

Antes de la película La Leyenda del Jinete sin Cabeza de 1999, existió una versión animada; escrita y dirigida por Walt Disney de 1960 titulada La Leyenda de Sleepy Hollow, siendo la primera película donde aparece el Jinete sin Cabeza.

En ella se dice que este jinete anteriormente fue un soldado acusado de traición, condenado y decapitado, justo antes de que esto ocurriera el hombre juró que se vengaria. Desde ese momento, cada Halloween aparece, cuando llega la noche, montado su caballo negro y con una calabaza en llamas, esperando a su víctima para quitarle la cabeza.

Otra versión de la leyenda

Durante la Guerra de Independencia de 1776, el ejército del presidente George Washington se vio obligado a retirarse desde Manhattan. En medio de la batalla En la batalla de White Plains, los comandantes británicos enviaron a sus jinetes de Hesse, mercenarios alemanes con una terrible reputación.

En la primera fusilada de cañones a uno de estos mercenarios le arrancaron la cabeza. Y fue enterrado en el cementerio de Sleepy Hollow. A partir de ese hecho, cabalga en busca de su cabeza, que quedó destrozada en el campo de batalla.

Son varias las historias en las que es común observar cómo se fusiona la mitología estadounidense y elementos sobrenaturales, con la historia verdadera relacionada a la fundación de Estados Unidos.

Son muchas las historias populares del jinete sin cabeza, que la que existen distintas versiones, acá quisimos compartir varias de ellas, como el jinete sin cabeza leyenda corta, la versión de la historia para niños, sus representaciones en el cine, entre otras más.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar