Almacén abandonado envuelto en las raíces y ramas en expansión de un árbol de Banyan

Almacén abandonado envuelto en las raíces y ramas en expansión de un árbol de Banyan

Durante los últimos 70 años, la naturaleza se ha apoderado lentamente de un almacén abandonado en la ciudad taiwanesa de Tainan. La estructura estaba cubierta con un enorme árbol de Ficus benghalensis, conocido en estas latitudes como el baniano, que literalmente envolvió las paredes y el techo del edificio.

El gran edificio de ladrillos fue originalmente un almacén utilizado por Tait & Co., una de las primeras empresas comerciales extranjeras de Taiwán. Durante la ocupación japonesa, la Japanese Salt Association asumió la propiedad, seguida por la Taiwan Salt Company después de que los japoneses fueran expulsados.

Después de la Segunda Guerra Mundial, la industria de la sal experimentó una disminución sustancial de la facturación, decretando el abandono del almacén y su ruina. Desde entonces, las ramas del árbol de Banyan han comenzado a cubrir la estructura, transformando las paredes y las paredes en una con la naturaleza circundante. Tradicionalmente en Taiwán, las raíces de Banyan son portadoras de energía negativa, por lo que el almacén se consideraba oscuro y perseguido por espíritus.

Desde 2004 la situación ha cambiado por completo, con la administración local convirtiendo el lugar en una atracción turística. Por un boleto de alrededor de € 1.20 (50 NT), los visitantes pueden explorar la antigua sede de Tait & Co. y también el fascinante almacén abandonado que se ha convertido en uno con el Ficus benghalensis.

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar